Páginas vistas en total

lunes, 28 de noviembre de 2011

Me duele el PSOE

En mi condición de catalán de adopción y andaluz de cuna hace que cuando me encuentro en alguno de los dos sitios, parte de las tertulias me las pase defendiendo a los otros. En Andalucía que es mentira que en Cataluña aparten a la gente que no hable catalán, que no es verdad que piensen de los andaluces que son unos vagos y unos caraduras. He de reconocer que luego hay personajes como Duran i Lleida que no me ayudan a mi argumentario. En Cataluña diciendo que es mentira que en Andalucía le tengan manía a los catalanes y que digan que no son solidarios. También hay andaluces que me quitan razones. ¿Es realmente importante de donde somos cada uno? ¿Somos mejores o peores por nuestro origen? ¿Aquel que es justo en España, dejaría de serlo en Portugal? ¿Quien es solidario en USA dejaría de serlo en Rusia?. A mi me duele igual la muerte de una mujer por violencia de genero sea rusa, polaca, chilena o de Barcelona, y me duele lo mismo que se muera de hambre un niño en África o en el Raval. ¿A donde quiero ir a parar? Estos días estamos ante el debate de quien debe ser la brújula del PSOE. A gente muy respetable se le ha escuchado decir que una persona del PSC no puede ser el lider del PSOE porque dicen que son partidos distintos, a otro que si tiene que er alguien que sea capaz de gritar viva España, a otro que sea quien unifique todas las familias del PSOE.... Mi opinión, la opinión de un simple simpatizante, es que este debate es una vergüenza. El líder del PSOE tiene que ser un/a SOCIALISTA, con todo lo que eso implica, que no es poco. Una persona solidaria, justa, capaz de escuchar a todo el mundo y que tenga un sensibilidad especial con los necesitados y que sea especialmente crítico con el que más tiene pisando a los demás. Ese es mi líder, y me importa un pito de donde sea, de verdad, como si fuera de otro país. La realidad de este país, nos guste o no, es la de una gran diversidad cultural y la manera que todos vayamos de la mano no es criticando al vecino por tener un idioma diferente, sino buscar uno común en determinados momentos, pero respetando la individualidad de cada pueblo.

No hay comentarios: