Páginas vistas en total

lunes, 26 de mayo de 2014

Resultados de las elecciones europeas: Ha ganado el PSOE

Ni me he equivocado en el título, ni me he vuelto loco. Mi lectura de los resultados electorales y la posterior respuesta de Alfredo Pérez Rubalcaba es que la debacle socialista ha provocado lo que necesitaba el PSOE: reinventarse. Por fin Rubalcaba ve lo obvio, los socialistas no quieren a nadie del pasado reciente, del gobierno de Zapatero, al que se le achaca, con razón, que vendió su alma al diablo (Merckel). Rubalcaba es, desde mi punto de vista, mucho mejor político que ZP, pero tiene demasiada herencia y no ha podido luchar contra ello. El PSOE por fin se ha liberado de esta atadura con la renuncia del secretario general. Esta es la única salida posible que tiene el PSOE para que deje de perder votos. 
Los resultados que ha obtenido el PSOE en Andalucía indican este camino. En esa comunidad los ciudadanos asumen que Susana Dïaz ya es la renovación, y ahí quedan los resultados, venciendo con comodidad al PP.
Pero ojo, esta oportunidad excelente de rehacerse no consiste sólo en sacar de en medio a Rubalcaba. Se tiene que ir fuera la mayoría de barones fracasados (véase Fernández Varas, Pere Navarro y algunos más que han mostrado su ineptitud), y antiguos delfines de gobiernos anteriores (Carme Chacón).
Esa es la explicación de mi título. Ha ganado el PSOE, pero no los dirigentes, si no las bases que constantemente hemos pedido renovación y giro a la izquierda.
Pero los resultados de las elecciones europeas, que difícilmente pueden ser extrapolables por la baja participación a nivel estatal, y la extremadamente alta a nivel catalán, indican algunas otras cosas claras y objetivas.

  1. La suma de los escaños europeos de izquierda (PSOE, Izquierda Plural y Podemos) es mayor que los escaños de la derecha (PP y UPyD). No añado en el tema a los partidos autonómicos.
  2. El batacazo del PSOE (pérdida de 9 escaños) es muy similar al PP (pérdida de 8). Uno ha hecho autocrítica, el otro no.
  3. CiU ha perdido a manos de ERC en Catalunya por primera vez desde la segunda república. Señor Mas, el enemigo vive en su casa, usted verá si le compensa su discurso independentista. Junqueras le ha comido la tostada, y encima sin tener que renegar de los recortes del gobierno catalán. Curioso partido de izquierdas.
  4. Más de la mitad de los españoles no han votado. Ya sé que es obvio, pero es como si a un partido de fútbol le queda más de un tiempo, un mundo.
  5. Los socialdemócratas europeos han ganado 3 escaños y los del Partido Popular europeo han perdido 53.
  6. La extrapolación a unas generales daría una pérdida de 49 escaños al PP, y de 3 al PSOE. Obviamente el castigo no es el mismo ya.
Para finalizar una opinión sobre el gran vencedor, Podemos. Me encanta su puesta en escena y la clave es la claridad y la calidad del mensaje de Pablo Iglesias con respecto a los mediocres políticos españoles. Ahora bien, no creo en ningún discurso destructivo. Entiendo que tal como está ahora el PSOE no le guste, pero no debería de cerrar esa puerta si realmente el PSOE aprovecha la marcha de la vieja guardia para democratizarse y girar hacía la izquierda.

Rubalcaba por fin da un paso al costado

sábado, 17 de mayo de 2014

¿Elecciones europeas?

A poco más de una semana de las elecciones europeas, la actualidad está protagonizada por las declaraciones de Arias Cañete sobre Elena Valenciano en relación al debate de ambos por TV1.
No escribo esta entrada para opinar de ellas. Cualquier persona normal, sea de la tendencia política que sea, debería de pensar que son cuanto menos desafortunadas y machistas.
Tampoco escribo para desacreditar al PP, creo que eso está bastante demostrado. El que no lo ve es un problema más serio.
No, el motivo de escribir la entrada es para reflexionar sobre que supone para nosotros las elecciones europeas y como lo enfocan los políticos.
La única diferencia entre unas elecciones generales y las europeas son las caras de los carteles. En vez de los primeros espadas de los partidos vemos a subalternos de más o menos valía. Pero el mensaje es absolutamente el mismo, no hay un mensaje que se plantee para lo que debería de ser: específico para unas elecciones europeas.
Comencé a ver el debate entre Arias Cañete y Valenciano, pero no fui capaz de terminarlo. Aburrido, con escaso contenido y con poca definición de lo que serán sus políticas europeas. Uno a otro se echaban en cara sus herencias, pero curiosamente un tema que si salió en el debate de los candidatos europeos Juncker y Schulz fue el de la Independencia de Catalunya. Pues bien, aquí en el debate local ni se nombró. Alucinante.
Los españoles vemos resignados como a nivel de Europa nos pisotean y somos considerados unos segundones. Vemos como Alemania no levanta el pie de nuestro pescuezo e impone la austeridad que está terminando con nuestras reservas. Pues bien, de esa situación obvia, Arias Cañete en absoluto, y Valenciano de forma muy colateral, nada comentan.
¿Se extrañan que haya tanta abstención en unas europeas? Está claro, muchos no perciben que lo que se vote sirva para cambiar la política europea global y no les preocupa los escasos argumentos que dan nuestros políticos, cada vez más vulgares a nivel de comunicación verbal y no verbal.
Por mis afinidades, espero que el PSOE alguna vez haga crítica y se pregunte el porqué su electorado le abandona. Respecto a los de la derecha, nada que añadir. Les da igual todo, votarán a la derecha, son así de consecuentes y analistas de la realidad del país.

Los candidatos a las elecciones, dicen que europeas